•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Si hay una comunidad de GNU/Linux que no ha tenido las cosas fáciles es la que se encarga de dar forma y soporte a Mageia, distribución nacida de las cenizas de una de las más veteranas del lugar. Siempre lo recalco: fue Mandrake Linux la primera distribución que probé, en un equipo con procesador Athlon a 1 Ghz de velocidad de reloj que me agencié nada más regresar de mi experiencia laboral en tierras escocesas. Doscientas mil de las antiguas pesetas que me costó el “bicho”. Alguien me pasó un CD de una revista de Informática que traía una versión de Mandrake y, ávido de conocimientos y lleno de novelerío, como siempre, me lancé a instalarla junto al Windows 98 que campaba a sus anchas en el disco duro.

Siendo justos, por aquel entonces todavía le faltaba mucho camino por recorrer a GNU/Linux como sistema de escritorio medianamente usable. Decir que huí espantado es quedarse corto: casi nada me funcionaba, eso por un lado. Por el otro, aún no había experimentado suficiente con GNU/Linux como para entender bien que las cosas debían hacerse de un modo distinto al que solía en Windows, y no exactamente igual al que recordaba de mis tiempos con UNIX en la Facultad. Total, que la cosa salió rana. Es posible que esa primera experiencia negativa me marcase para siempre, de tal modo que el nombre Mandrake, o Mandriva, o por extensión, Mageia, despertase en mí cierto rechazo. Sea cierto o no, la cuestión es que nunca la consideré como distribución principal, lo que no quita que, de cuando en cuando, no falte a mi cita con su nuevo lanzamiento.

La última revisión que hice de Mageia tiene ya más de dos años, pues la versión número cuatro no apareció por estas páginas. Y tengo que reconocer que la distribución sigue en buena forma. Los cambios no son especialmente reseñables, lo cual no es negativo, pues denota estabilidad y acogimiento a unas directrices que se mantienen en el tiempo. Después de todo, si Mageia sigue ahí es porque a sus fieles usuarios les sigue sirviendo con eficacia.

Me mantengo en mis trece de no aburriros con el esquema de siempre, así que me limitaré a destacar los puntos más importantes de mi experiencia con Mageia 5.

El instalador de Mageia y sus viejos errores

Opino que es uno de los mejores de GNU/Linux, pero se mantiene un error que le resta mucho: no reconoce el resto de particiones, salvo la de Windows. Y había sistemas que detectar: Ubuntu, openSUSE y LMDE. Pues nada de nada. En los comentarios del último artículo dedicado a Mageia, un usuario me informaba de que él no tenía tal problema. “No sé cómo habrás instalado Mageia”, reza su comentario. Pues como cualquier otra distribución que sí detecta el resto de sistemas. Y dos años después, seguimos en el mismo plan. Como consuelo queda que, de reproducirse el error en un usuario con Windows como único sistema instalado, no hay nada que lamentar, pues éste sí que lo detecta invariablemente.

El KDE de aspecto inconfundible de Mageia

En su descargo se podría añadir que, antes de proceder a la instalación, nos informa de qué sistemas ha detectado. Lo negativo del asunto es que cualquier intento por mi parte de añadir de forma manual el resto de sistemas GNU/Linux resultó un fiasco. Aun con la partición en cuestión montada, no permite seleccionar el archivo del kernel ni el “initrd” correspondiente.

El centro de bienvenida: fantástica primera impresión

Nada mejor para un perdido usuario novel que ver todas sus dudas resueltas de un vistazo. Es lo que ocurre con las pantallas de bienvenida, y en esto son maestros en Linux Mint, openSUSE, Chakra y, sí, Mageia. Desde esta primera pantalla se pueden hacer cosas muy importantes para una instalación nueva, como acceder al centro de control, configurar los repositorios, actualizar el sistema o aprender el manejo de los paquetes y la instalación de software. De igual manera es posible ir a salas de chat o integrarse en la comunidad. Y todo ello nada más llegar. Es magnífico como primera impresión, desde luego.

Esto es dar una bienvenida en condiciones

Quizás se podría mejorar el tiempo que toma la primera descarga desde los repositorios, con frases que pueden resultar crípticas para los usuarios más nuevos, del tipo “Iniciando la descarga de 20150605-xxxxx-synthesis.hdlist.cz”. Y así se puede pegar cinco minutos perfectamente. Pero nada grave, en realidad, pues una vez concluye todo esto ya se puede comenzar a usar el sistema con normalidad.

Explicaciones breves y concisas sobre aspectos fundamentales en Mageia

Algunos problemas con los codecs multimedia…

Por cuestiones de licencias Mageia no puede incluir todos los codecs multimedia de inicio, algo que también ocurre en muchas otras distribuciones. En este sentido es importante destacar la necesidad de habilitar el repositorio “Tainted”, algo que se puede hacer fácilmente con la herramienta “Configurar repositorios” desde la pantalla de bienvenida a la que antes hacía mención. Si bien, lo de fácilmente no es del todo exacto. Para mi gusto, exceso de repositorios que, en ocasiones, parecen redundantes y que de entrada pueden asustar un poco.

Amalgama de repositorios… este aspecto es mejorable

A pesar de resultar tan sencillo, hubo archivos en formato MP4 y MKV que no pude reproducir con el programa instalado por defecto, el popular VLC. El problema parecía estar en el codec de audio. Intenté la instalación manual de los complementos correspondientes, que fueron descargados como dependencias durante la instalación de Clementine. Pero todo fue en vano.

Se instalan los codecs necesarios, pero algunos errores persisten

… y con el escáner

Aunque existe un apartado específico para la instalación del escáner, me encontré con un error redundante: instalaba los paquetes precisos y parecía detectarlo, mas volvía a indicarme una y otra vez que señalara el modelo en la lista desplegable. Luego, la única fuente de imágenes que mostraba era la webcam. Y un reinicio tampoco ayudó para nada.

A pesar de instalar SANE, el escáner no fue reconocido…

 

… como se puede apreciar aquí. Solo aparece la webcam

Transferencia de archivos muy lenta

Como saben los lectores habituales, entre la batería de pruebas a las que me gusta someter a cada distribución incluyo una que mide el tiempo que se tarda en copiar una imagen iso de Chakra a varios dispositivos externos. En el caso de Mageia, si bien la transferencia al disco duro externo fue rapidísima, no se puede decir lo mismo de la copia al “pendrive” y la tarjeta de memoria, obteniendo los peores tiempos desde que aplico el baremo.

La velocidad que se muestra es del todo engañosa… 8 minutos tardó en terminar la copia real



¡Por fin funciona la hibernación!

Y no es que yo la use, ni conozca a alguien que lo haga. Pero me alegra que, tras “chorrocientas” revisiones de distribuciones GNU/Linux modernas, en una de ellas consiga usar el modo hibernación correctamente en mi equipo. Hace ya tanto que esta característica se comporta de un modo errático, que sinceramente ni me acuerdo de en qué distribución conseguí que funcionase por última vez. Gracias, Mageia. De la suspensión a RAM, por desgracia, nada nuevo, y Mageia falla (o, más bien, lo hace AMD) como todas las demás.

Controladores propietarios a un clic de ratón

En pocas distribuciones resulta tan sencillo instalar los controladores privativos de mi AMD como en Mageia. Desde el centro de control se puede escoger la configuración del servidor gráfico, y el propio programa nos informa de la existencia de estos controladores y nos facilita su descarga, con un simple clic. Otra función muy de agradecer y que funciona sin fisuras de ningún tipo.

Una aplicación gráfica para instalar controladores siempre es bienvenida

Como veis, son más y de mayor importancia las materias en las que Mageia acierta que aquellas donde se queda un poco corta. Son de especial relevancia las que afectan al campo más valorado en mis revisiones, que no es otro que la facilidad de uso para el usuario poco avezado. Y ahí sí que Mageia lleva la delantera a otras distribuciones.

Pero el asunto del rendimiento ya es otro cantar. Si bien es cierto que se comporta correctamente en la mayoría de los apartados probados, el problema del retardo en la copia de archivos le resta mucha puntuación. Esto es así en mi equipo, algo que, de sobre conocéis la mayoría, no se puede hacer extensible a todo el hardware del “mundo mundial”. De modo que, si pensáis en darle una oportunidad a Mageia en vuestro ordenador, espero no os condicione este hecho en demasía.

Casi me olvido de poner la mano… que luego Yoyo me regaña

Acabo como empecé, destacando mi admiración por la comunidad que se encuentra tras Mageia. Y que son muchos más de los que parece, pues no es una distribución que cuente con la difusión mediática de otras, pero ahí sigue. “Safe and sound”, dicen los anglosajones. Pasito a pasito, con todo el mérito que tiene, Mageia sigue dando guerra. Y es la referencia para todos aquellos seguidores de Mandrake/Mandriva, una de las (conviene no olvidarlo) pioneras en GNU/Linux y responsable en buena parte de que la mayoría usemos hoy en día una distribución amigable y sencilla. Mandrake inició el camino, Mageia lo continúa con brillantez.

Salud

 

.tg {border-collapse:collapse;border-spacing:0;border-color:#999;}
.tg td{font-family:Arial, sans-serif;font-size:14px;padding:10px 5px;border-style:solid;border-width:1px;overflow:hidden;word-break:normal;border-color:#999;color:#444;background-color:#F7FDFA;}
.tg th{font-family:Arial, sans-serif;font-size:14px;font-weight:normal;padding:10px 5px;border-style:solid;border-width:1px;overflow:hidden;word-break:normal;border-color:#999;color:#fff;background-color:#26ADE4;}
.tg .tg-xxyv{font-family:Verdana, Geneva, sans-serif !important;;background-color:#1C1E29}
.tg .tg-hib5{background-color:#1C1E29}
.tg .tg-9vto{font-family:Verdana, Geneva, sans-serif !important;}
.tg .tg-swhl{font-size:20px;background-color:#83A3CA;color:#ffffff}

 

MAGEIA 5 LSDH
INSTALACIÓN 10
ARRANQUE Y APAGADO 5
SOFTWARE 10
HARDWARE 5.63
CONECTIVIDAD 8.33
OUT OF THE BOX 7.50
ESTABILIDAD 10
FLUIDEZ 10
GESTIÓN DE ENERGÍA 6.67
PYBENCH 3.664
APACHE 14007.41
ENCODE-FLAC 13.14
UNPACK-LINUX 18.04
UNIGINE VALLEY 452
BROWSERMARK FIREFOX 3.090
BROWSERMARK CHROME 3.851
TRANSF. PENDRIVE 8.00
TRANSF. DISCO DURO USB 0.50
TRANSF. TARJETA SD 7.03
CORRECCIÓN POR RENDIMIENTO -0.69
CORRECCIÓN POR ERRORES 0.00
CALIFICACIÓN 8.06

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •